YPF JULIO 1140x140 (1)

Crónica elegida: El péndulo de Chile y el golpe a Boric en las Constituyentes

DESENCANTO CIUDADANO POR INFLACIÓN, EMPLEO, INSEGURIDAD E INMIGRANTES DERRIBAN SIMPATÍAS HACIA UNA CARTA MAGNA DE LA IZQUIERDA.

ACTUALIDAD 10 de mayo de 2023 Clarín / CLUBminero
CSpF4Na3I_1256x620__1
Presidente golpeado: ¿Qué hará la derecha triunfante?


JOSÉ MARÍA DEL PINO / CLARÍN

Chile es un péndulo. Casi cuatro años han pasado desde el Estallido Social de 2019 y la irrupción de la agenda “transformadora” y “refundacional” de la Nueva Izquierda chilena, que se intentó traducir en un fallido ensayo constitucional. Una izquierda que nació caminando en marchas estudiantiles y que logró instalar a uno de los suyos en el Palacio de La Moneda, el más joven del que se tenga registro.

Cuatro años después, la ciudadanía le ha dado un portazo definitivo al paquete de soluciones y el ideario de esa Nueva Izquierda. Y las razones son variadas, pero en buena parte recaen en sus mismos errores y su soberbia.

Estos son los hechos: la derecha chilena obtenía el mejor resultado electoral de su historia democrática. Dentro de ese bloque triunfaron las posiciones más conservadoras, y por mucho. Por su parte, Gabriel Boric sufrió una aplastante derrota, pues el oficialismo no fue capaz de alcanzar los 21 escaños necesarios para tener algún tipo de incidencia en el nuevo Consejo Constitucional.

VEA TAMBIÉN

4PIBFVECJVFGVEIILV6YKKDYPADal Poggetto: 40 años de democracia y un fracaso con pocos ganadores

Recapitulemos. La nueva izquierda desarrolló una crítica profunda a sus padres, la exitosa Concertación que transitó con éxito desde las sombras de la Dictadura a un luminoso camino democrático y de desarrollo social. Pero a nuevas generaciones, criadas en nuevas y comodidades dadas por descontadas, nuevas expectativas.

Los jóvenes
La velocidad de los cambios consensuados, producto de una democracia de acuerdos, colmaron la paciencia de los más jóvenes, una generación hiperconectada y –legítimamente- más ambiciosa.

Lograron instalar en Chile un diagnóstico que sigue siendo cierto: es una sociedad con enclaves de injusticia que son graníticos, de ciudades segregadas y falta de protección de derechos sociales con los estándares que los ingresos del país debiesen ser capaces de garantizar.

Pero a ese diagnóstico, común y amplio entre la ciudadanía, le siguió una batería de soluciones que comenzó a desacoplarse sistemáticamente de las prioridades de sus compatriotas y de su identidad nacional. Ya sabemos lo que es historia: esa intención de dejar plasmado, en una Constitución, el programa de gobierno de la nueva izquierda recibió una paliza electoral el pasado 4 de septiembre.

Chile inició ahí lo que se ha denominado una “restauración conservadora”, propias de tiempos cambiantes entre reacción y restauración. Los que estaban silentes y temerosos de cancelaciones, volvieron a hablar sin temor. Los que creían que su voz no era válida, ante la superioridad moral construida por la nueva generación de líderes, se volvieron a sentir validados para opinar.

En ese camino, incubaron rabias y emociones, las que plasmaron como una verdadera bofetada de revancha contra la nueva izquierda devenida en oficialismo. No está claro si el 37% del partido ultraconservador, los republicanos de José Antonio Kast, son realmente suyos. Lo que está claro es que ese partido fue el elegido como instrumento para entregar el mensaje de repudio al pasado reciente.

Ahora bien, si el ámbito de las emociones y la revancha fuera poco, esa nueva izquierda que se hizo del poder tampoco ha sido exitosa gestionándolo. La seguridad, inmigración, las certezas económicas y el desempleo irrumpieron en la agenda con la fuerza de un huracán. Todos marcos de discusión en los que ese sector, y no sólo en Chile, ha sido incapaz de proponer recetas exitosas.

VEA TAMBIÉN

gaceCruzando la Cordillera: La misión de CAPMIN en EXPOMIN 2023

Por eso no es extraño que toda la publicidad electoral tuviese que ver poco con la Nueva Constitución. Republicanos centraron su discurso en la necesidad de “mano dura” y combate frontal al crimen organizado, algo para lo que una nueva Constitución puede otorgar escasas recetas más allá que el ordenamiento constitucional de las instituciones.

Por eso no es extraño que se pueda sacar cuentas de que estas elecciones también tuvieron un sentido de referéndum sobre la gestión de Boric y su gobierno. Y si ese fuese el caso, el resultado es catastrófico.

Lo cierto es que la restauración conservadora en Chile avanza de la mano de millones de chilenos que se sumaron a votar producto del voto obligatorio. Una masa de personas apolítica que se hartó de las discusiones y las incertidumbres que se instalaron en el país durante los últimos años. Muchos los describen como aquellos que clásicamente decían “da lo mismo quien gane, mañana tengo que laburar igual”. Ahora obligados, son el fuego de la restauración.

Quedan, al menos, dos grandes incógnitas. La primera, respecto al gobierno y su incapacidad de aumentar la base de adhesión a sus ideas tras el plebiscito del 4 de septiembre, porque la derecha sumó casi el mismo 62% del rechazo –sino un poco más-.

El presidente deberá decidir si quiere atrincherarse en su ya estable 30% de apoyo, o si va a salir a disputarle banderas a sus adversarios e intentar conectar con los clamores populares, renunciando así a su variopinta agenda identitaria, hoy imposible de concretar.

La segunda es sobre la misma derecha, que vive su propio frente interno. La centro derecha, compuesta por los partidos que llevaron a Piñera al gobierno, sufrió una durísima derrota ante el partido de Kast. Los incentivos para esa centro derecha para colaborar con el gobierno disminuyen, pero tampoco puede girar en exceso hacia el extremo, porque corre el riesgo de mimetizarse hasta la extinción.

Te puede interesar

QUIERO-RECIBIR-CLUBminero

Copia de Las bases que supimos conseguir

Abecasis_play

Andemira_play

Sola_gasoducto_portada

Hugo Saidon_Segufer_play

HuevoMuñoz_play

Portada_play_Roberto

Portada_Play_7M

Portada_play_Mena

rigi_portada_play

Portada_play_Colombo


HABLEMO DE ...

PANEL_PLAY

DELAFLOR_PLAY

ESPINOSA_PLAY

BOSQUE_PLAY


Daniel Bosque Enviado a Toronto (1)

CARATULA DEFINITIVA SAN JUAN

santa cruz en pdac

doctor toronto con play

motosierra

carajo con play

Daniel Bosque Enviado a Toronto

QUIERO RECIBIR CLUBminero

PODCASTS

RICARDO MARTÍNEZ EN TV
RICARDO MARTINEZ EN MINERIA Y LA GENTE: INVERSIONES, EXPLORACIÓN, IPEEM, PDAC Y ANTIMINERÍA EN SAN JUAN

AFERRARSE A LA VIDA MEDING MARTINEZ HERNANDEZ AGULLES
MEDING, HERNÁNDEZ, AGULLES Y MARTÍNEZ EN LV5 : LA RUTA DEL COBRE Y LA MINERÍA EN SAN JUAN EN 2024